Dermazol: ¿Qué es y para qué sirve?

dermazol

Tabla de contenido

¿Qué es el dermazol?

Dermazol® es la marca que representa a un fármaco sintético combinado el cual utiliza como principios activos la betametasona, el clotrimazol y la gentamicina, compuestos químicos con propiedades antiinflamatorias, antibióticas y antimicóticas con efecto terapéutico sobre procesos inflamatorios causados por bacterias y hongos en la piel.

Para destacar: Dermazol® es un medicamento elaborado en Perú por la compañía de nombre Laboratorios Farmacéuticos Markos S.A. (1)

¿Para qué sirve el dermazol?

  • Gracias a la combinación de su componentes activos, el dermazol® actúa para prevenir y sanar infecciones fúngicas causadas por microorganismos como la  Tiña pedis, Tiña cruris y Tinea corporis así como también el Microsporum canis, la candidiasis causada por Candida albicans y tiña versicolor. También actúa para controlar las infecciones bacterianas primarias y secundarias de la piel causadas por Staphylococcus aureus, bacterias Gramnegativas como la Pseudomonas aeruginosa, Aerobacter aerogenes, Escherichia coli, Proteus vulgaris y Klebsiella pneumoniae,  además alivia las manifestaciones inflamatorias de las dermatosis que responden a corticosteroides. El efecto de este medicamento favorece la recuperación de pacientes que padecen de infecciones en la piel, a causa de cepas y bacterias susceptibles a los componentes de la fórmula debido a su amplio espectro de acción, mejorando así su calidad de vida. (2)
  • Se utiliza para tratar:
    • Las manifestaciones inflamatorias de las dermatosis complicadas con una infección secundaria.
    • La candidiasis cutánea, foliculitis, furunculosis y paroniquia.
    • Las infecciones bacterianas menores como aquellas producidas por picaduras de insectos.
    • La dermatitis seborreica infectada, laceraciones o quemaduras menores infectadas.
    • Las úlceras cutáneas superficiales infectadas.

Dosis y vías de administración del dermazol

La comercilización del dermazol® es en crema, que contiene dipropionato de betametasona 50 mg, clotrimazol 1 g y gentamicina 100 mg para ser administrado por vía tópica, siendo la manera de dosificar solo a modo orientativo de la siguiente forma:

  • Dermazol®: Se recomienda aplicar una delgada capa en la superficie a tratar al menos dos veces por día.

Efectos secundarios del dermazol

El tratamiento con dermazol®, puede causar algunos de los siguientes efectos adversos:

  • Posible aparición de reacciones alérgicas debido al contacto del paciente con cualquier componente de la fórmula.
  • Se puede presentar ardor, eritema, exudación, prurito, picazón, irritación y sequedad en la piel.
  • Foliculitis, hipertricosis, erupciones acneiformes e hipopigmentación.
  • Dermatitis perioral, dermatitis alérgica de contacto, candidiasis y maceración de la piel.
  • Infección secundaria, atrofia cutánea, estrías y miliaria.

Importante: En general los síntomas descritos desaparecen con el término del tratamiento, sin embargo si alguno de ellos empeora la condición de salud del paciente, consulte a su médico.

Contraindicaciones y advertencias del dermazol

El uso de dermazol® está contraindicado en las siguientes situaciones:

  • Hipersensibilidad conocida del paciente a cualquiera de los componentes de la formulación.
  • Pacientes con lesiones tuberculosas de la piel, virales como el virus del herpes simple agudo o el virus de la varicela zóster.
  • En personas durante el periodo de vacunación.
  • En el caso de heridas abiertas.
  • Durante el periodo de embarazo sin la apreciación del médico sobre los beneficios para la paciente, si superan los riesgos para el feto.
  • Durante la lactancia materna.

Debes saber: No debe emplearse dermazol® si el médico no ha proporcionado a su paciente toda la información necesaria sobre su uso o no haya recibido con anticipación la reseña sobre su estado de salud general.

Evítelo si tiene:

  • Antecedentes de hipersensibilidad a los componentes del medicamento.

Advertencias:

  • Medicamentos como el dermazol®, deben administrarse por profesionales de la salud.
  • Siga las indicaciones del médico tratante.
  • No exceda la dosis recomendada, ni el lapso de duración del tratamiento.
  • Informe a su doctor sobre aquellas medicinas que esté utilizando con prescripción médica o sin ella.
  • Evite el contacto de este fármaco con los ojos y otras mucosas.
  • Hay que tener en cuenta que el uso de dermazol® en áreas extensas del cuerpo, puede aumentar la absorción sistémica de sus componentes con el consecuente riesgo del incremento de las reacciones adversas.
  • No emplee el contenido de dermazol® si está fuera de la fecha de validez para su aplicación o su envase está en mal estado.
  • Mantenga este producto fuera del alcance de los niños.
  • En caso de duda consulte con su médico o farmacéutico.
Jesús Torrealba

Jesús Torrealba

Profesional Universitario en el área de Recursos Humanos, Postgrado en Salud Ocupacional e Higiene del Ambiente Laboral, 14 años de experiencia en el área de la salud. Interesado en temas de Psicología, Salud Ocupacional, Medicina general.